El CGPJ, el TS y la Plataforma Cívica por la Independencia Judicial, o quién defiende qué.

Recientemente, la Sección Séptima de la Sala III del Tribunal Supremo ha dictado sentencia en donde reconoce expresamente que el CGPJ ha vulnerado dos de mis  derechos fundamentales (asociación e igualdad), tras denegarme la compatibilidad para ejercer el cargo de Fedatario-Administrador en la Plataforma Cívica por la Independencia Judicial.Para situar al lector, efectuaré una breve referencia a qué es y por qué se crea la citada asociación, y la evolución de la misma.

La Plataforma, con solo tres años de vida, nació como consecuencia de la inquietud de un grupo de juristas concienciados y preocupados por la politización de la Justicia. Son socios fundadores de la misma, entre otros, catedráticos ilustres como D. Enrique Gimbernat o D. Andrés de la Oliva, así como hasta catorce magistrados repartidos entre toda la geografía española, y otros doce juristas no jueces, entre los cuales por cierto, se encuentra D. Fernando Gomá, uno de los editores de este blog “¿Hay Derecho?”.  Este colectivo, alarmado por la situación que atravesaba la Justicia en España, constituyó la Plataforma con la finalidad de “ mejorar el estado de la Administración de Justicia y garantizar su plena independencia eliminando cualquier atisbo de politización dentro del Poder Judicial”, tal y como se explica en su página web.

Pues bien, como he señalado al inicio del artículo, el CGPJ consideró que, dada mi condición de juez, no podía formar parte de la Junta Directiva de la Plataforma, por las razones que expondré a continuación.

Estos son los hechos: tras la promulgación del Reglamento de la Carrera Judicial 2/2011 de 28 de abril se introdujo en el artículo 326.1 i) el deber de que los jueces que quisieran ser directivos en asociaciones no estrictamente judiciales, debían obtener la previa declaración de compatibilidad por parte del CGPJ. Este órgano concedió la compatibilidad a los miembros judiciales que integraron la primera Junta Directiva dela Plataforma, tras su constitución en fecha 14/05/11.

Como puede imaginar el lector, las actuaciones y pronunciamientos emitidos por la Plataforma Cívica por la Independencia Judicial desde su constitución se han caracterizado por ser bastante críticos con la situación actual, siendo especialmente insistente en la necesidad de que, conforme al espíritu dela Constitución, 12 de los 20 Vocales del CGPJ sean elegidos por y entre jueces y magistrados.

Pues bien, tras renovarse la Junta Directiva de la Plataforma un año después de su creación, fuimos designados para integrarnos en la Directiva tres nuevos jueces, que tuvimos que solicitar la declaración de compatibilidad al CGPJ, ya con D. Gonzalo Moliner en la Presidencia. El CGPJ, primero mediante acuerdo de la Comisión Permanente, y después tras interponer recurso de reposición, mediante Acuerdo del Pleno, denegó la concesión de compatibilidad que solicité para ejercer mi cargo como Fedatario-Administrador. La misma suerte corrió la compañera de Valencia, que fue designada para ejercer el cargo de Vocal.

Nobleza obliga, y es justo destacar que cuatro Vocales del CGPJ se desmarcaron de la decisión de la mayoría y emitieron Voto Particular. Fueron Dª. Margarita Robles, D. Manuel Almenar, D. Félix Azón y Dª. Inmaculada Montalbán.

Pese a que las competencias del Fedatario-Administrador son escasamente relevantes (artículo 21 de los Estatutos), no nos pareció ajustado a Derecho el Acuerdo del Pleno, y decidí interponer ante la Sala III del Tribunal Supremo recurso por el procedimiento especial para la protección de Derechos Fundamentales, al entender que se habían vulnerado mis derechos de asociación, igualdad y libertad de expresión. Este último derecho fundamental, aludido expresamente en el Voto Particular por los vocales discrepantes.

Pues bien, la Sala III del Tribunal Supremo en sentencia de fecha 06/11/13 ha estimado la demanda interpuesta declarando expresamente que el CGPJ vulneró con su acuerdo dos derechos fundamentales: el de asociación y el de igualdad.

Que los jueces en España tengamos que acudir al Tribunal Supremo para que este órgano declare que el CGPJ  ha vulnerado nuestros derechos fundamentales como jueces integrados en asociaciones críticas con la politización de la Justicia, no deja de resultar ciertamente triste.

El propio Tribunal Supremo razona en su sentencia que el CGPJ cambia de criterio al denegar la concesión que antes concedía, sin aportar justificación alguna que fundamente el cambio de criterio.La Plataforma, como el lector habrá ya deducido, no es una asociación complaciente con la situación actual, y sus comunicados y actuaciones están orientados a concienciar a la sociedad de las carencias de que, en nuestra opinión, adolece el Poder Judicial en España.

Cuando el CGPJ, un año después de la constitución de la Plataforma, cambió su criterio y denegó la compatibilidad a quienes debíamos ejercer cargos directivos en la misma, entendimos que no estaba actuando conforme a Derecho. Lo cual, tratándose del órgano de gobierno de jueces y magistrados, nos pareció grave. Así incluso se manifestaron los cuatro Vocales que emitieron Voto Particular. Parece que también ellos vieron un deseo de silenciar a la Plataforma. En concreto, en su Voto Particular se recogía “que la compatibilidad debiera de haberse concedido, y que la decisión adoptada por la mayoría, comporta una clara restricción al derecho a la libertad de expresión y crítica de jueces y magistrados. Se deniega la compatibilidad con un fin preventivo sobre la base de la posibilidad de que se lleguen a realizar determinadas manifestaciones.”

Hoy, el Tribunal Supremo nos ha dado la razón con esta sentencia, lo cual es motivo de alegría por una parte, y seamos sinceros, de preocupación por otra. Que el lector saque sus conclusiones.

Agradezco a los editores del blog “¿Hay Derecho?” el interés por el caso, y aprovecho para compartir con sus lectores la siguiente reflexión: No dudéis que una inmensa mayoría de los jueces que formamos parte de la Carrera Judicial no sólo  lamentamos el descrédito del que adolece el Poder Judicial, sino que antes bien, nos duele más aún comprobar que algunos de nuestros compañeros se prestan a un juego del que nos avergonzamos a diario.

20 comentarios
  1. Fernando Gomá Lanzón
    Fernando Gomá Lanzón Dice:

    Juan, te reitero la enhorabuena que te di personalmente. Recuerdo en los momentos de constitución de la Plataforma Cívica por la Independencia Judicial que los socios jueces se plantearon inmediatamente pedir la compatibilidad y ser extremadamente prudentes en esta cuestión, porque tenían serias dudas sobre cuál iba a ser la actitud del CGPJ, a pesar de que era en mi opinión absolutamente absurdo que no se permitira a un juez participar en un movimiento apolítico para mejorar la calidad e independencia de la justicia.

    Pues bien, tu caso demuestra bien a las claras que ellos estaban plenamente acertados en sus dudas, en cuanto los del Consejo vieron qué era la Plataforma, directamente conculcaron tus derechos fundamentales, y nada menos que lo dice el TS, con tal de poner palos en las piedras de los que molestan. Penoso al máximo.

    Penoso, pero al mismo tiempo alentador; si actúan así los que no creen en absoluto en la justicia sino en la política de tercera división, es que la Plataforma está haciendo un buen trabajo, y debe seguir en esa línea. De nuevo enhorabuena, y adelante.

  2. Elisa de la Nuez Sánchez-Cascado
    Elisa de la Nuez Sánchez-Cascado Dice:

    Enhorabuena, coincido con Fernando en que es un gran éxito para la Plataforma y deja a las claras que el CGPJ en su composición anterior -con honrosas excepciones- o en la presente tiene más interés en defender a los partidos que les nombran que a los jueces independientes. Esta mañana me comentaban en twitter que la forma de nombramiento no determina o prejuzga lo que vayan a hacer los Vocales. Yo creo que este caso demuestra muy a las claras que sí que lo determina y condiciona.

  3. Juan Montero
    Juan Montero Dice:

    Poco a poco vamos ganando espacio en los medios, y creo que el mensaje va calando en los ciudadanos.

    Los hechos son tozudos, y estos están demostrando que las dudas de muchos son muy razonables.

    Esta sentencia, y muy especialmente los durísimos términos en los que se expresan en el Voto Particular los vocales discrepantes, son una clara muestra de lo que preocupa a muchos ciudadanos.

    En fin, a ver si entre todos vamos sembrando y va calando en la opinión pública la necesidad de cambiar las cosas. En beneficio del ciudadano, que nadie lo olvide. O eso al menos, pensamos los que estamos metidos en esta lucha.

    Reitero Elisa y Fernando agradecimientos por labor que desde vuestro blog venís desarrollando.

  4. Quasinadie
    Quasinadie Dice:

    Gracias por este post. Y con respecto al párrafo final, muchas gracias por la plataforma y su trabajo. Los españoles nos jugamos mucho en este envite.

    • jurista
      jurista Dice:

      Es increíble lo que está pasando en este país; o sea que el CGPJ encargado de velar por la independencia judicial declara a un juez INCOMPATIBLE con defender en una plataforma la independencia judicial. Menos mal que el TS. lo tumba; pero me parece grave, muy grave que el CGPJ haya vulnerado los derechos fundamentales de este juez. Ánimo.

  5. Maximilien Robespierre
    Maximilien Robespierre Dice:

    Con la venia, y disculpen el ex-abrupto. La simple y superficial lectura de la sentencia revela que en el órgano de (des) gobierno de los jueces (CGPJ) no debieron aprobar ni el Romano de primero. Apoyo la moción. Basta de politiqueos dentro y fuera de la justicia.

  6. Ernesto Manzano
    Ernesto Manzano Dice:

    Muy bien Juan. Eres un luchador nato que has sabido hacer valer hasta el final tus derechos y los de la Plataforma Civica por la Independencia Judicial. La arbitraria denegacion de compatibilidad del CGPJ se pretendia amparar en un disposicion reglamentario manifiestamente contraria a la Ley, pues invadia materia reservada a Ley Organica

  7. As Remiro
    As Remiro Dice:

    Sin ser jurista, coincido con todo cuanto dice en su escrito, y como ciudadana, lo apoyo, lógicamente. Mas, es necesario hacer hincapié en el último párrafo: si ustedes son mayoría, y es una minoría quienes ejercen de “ovejas negras” en la carrera judicial, es necesario que luchen contra ella con algo más que lamentos, críticas y denuncias. No hagan como hacemos los ciudadanos de a pie, que mucho nos lamentamos de la situación, de los políticos, del Gobierno, etcétera, pero poco hacemos al respecto. Si alguien puede conseguir que en este bendito país exista realmente una Separación de Poderes como Montesquieu manda, son ustedes, y si necesitan nuestro apoyo, ya lo tienen, ¡qué duda cabe!
    Y por otro lado y ya termino, según Gallardón, y cito textualmente, “no ha habido reparto en el CGPJ, ya que la propuesta la hicieron los propios jueces y magistrados”.
    Como doy por sentado que con eso, Gallardón se ha quedado contento, satisfecho y feliz, y que muy probablemente no va a añadir nada más al respecto, bien harían ustedes en salirle al paso y desmentirlo para que no le quepa la menor duda a esa gente que, si bien son minoría (como sus “ovejas negras”),haberla, hayla, y todavía creen que el ministro de Justicia dice la verdad. Un saludo y muy buena suerte.

  8. Josef K.
    Josef K. Dice:

    Sí que es triste que el CGPJ encargado de velar por la independencia judicial vulnere los derechos fundamentales de los jueces. Como triste es también, que haya jueces que vulneran los derechos fundamentales de ciudadanos; si se vulneran los derechos de los jueces que podemos esperar los ciudadanos, que no tenemos ni los conocimientos ni los medios suficientes para defender nuestros derechos hasta el final.
    En fin…enhorabuena.

  9. Pablo
    Pablo Dice:

    Pero…y si el TS se hubiese subido al carro,y no lo hubiese tumbado??? Me quedo con la reflexión del final,implacable.

  10. Jesús Casas
    Jesús Casas Dice:

    Pues sí, gracias a la persona por esforzarse en hacer valer su derecho, con lo que protege el nuestro y gracias a la Plataforma, a la que sigo. Vuelvo recalcitrantemente aquí (y pido disculpas por ello) a la cita de Melquiades Álvarez cuando dijo que debe huirse de un País que no tiene una Justicia independiente. El hecho de que el TS dicte sentencia contra el CGPJ, aunque no insólito, resulta extraño, porque el poder político, vía directa de consanguinidad o afinidad, como se ve en el recién nombrado CGPJ, va nombrando jueces de su conveniencia en todas las instancias en las que puede tener intereses, que son todas. Hasta que no se reformen los estudios de Jurisprudencia no iremos a ninguna parte, la gente protestará, pero la cosa seguirá igual o peor, con Consejillos autonómicos como el catalán. Así que gracias por luchar, Sr. Montero.

  11. Juan Antonio Frago Amada
    Juan Antonio Frago Amada Dice:

    Estimado Juan:

    Como miembro de la Plataforma ya lo hice en el post que enlazo arriba y lo vuelvo a hacer por aquí: hay que felicitar a gente valiente como tú por ejercitar sus derechos y no amedrentarse por las posibles consecuencias. Sólo con actitudes como la tuya podemos salir adelante.

    Un fuerte abrazo

  12. Francisco Ortiz
    Francisco Ortiz Dice:

    Felicidades y mucho ánimo para seguir adelante.

    La existencia deuna Justicia independiente y un verdadero Poder Judicial no sometido a los dictados de los partidos políticos pseudo democráticos que hoy nos malgobiernan es una auténtica quimera en España.
    Pero también es verdad que hay semillas o auténticos brotes verdes (como es esta Plataforma Cívica e Independiente) que siguen el recto caminar, lento y la mayoria de las veces tortuoso, hacia la consecución de tan loables propósitos colectivos. Así sea.

  13. Isidro Elhabi
    Isidro Elhabi Dice:

    Enhorabuena, merecida victoria. Usted y los demás jueces que forman la asociación son valientes e independientes. Y están consiguiendo cambiar las cosas. Están comunicando, están denunciando los problemas, deficiencias e injerencias y están concienciando a la opinión pública de los déficit de la Justicia española. Será duro, largo y difícil, pero una Justicia moderna, eficaz, con un Poder Judicial independiente no está tan lejos. Es lo que quiere el pueblo español y es lo que se tiene que conseguir. Gracias y ánimo!

  14. Lucía de las Heras
    Lucía de las Heras Dice:

    Nos queda el consuelo de que, gracias a Internet y a webs como Hayderecho.com, el manejo de la Justicia ya no les será tan fácil.

    No están lejos los tiempos en que los partidos, a través de sus tentáculos en el CGPJ, batallaban para colocar en la Sala Segunda a jueces de su cuerda ideológica, para que éstos después actuasen a su favor en caso de imputación de cargos políticos.

    Ahora, por lo menos, se lo pensarán dos veces, pues el pueblo puede opinar y “juzgar” (al menos éticamente y a través de esta web) la actuación de los magistrados del Supremo en relación con políticos aforados y la corrupción institucional (casos Gürtel, Bárcenas, EREs y otros muchos).

  15. jurista
    jurista Dice:

    Pues, muy buena idea la que ha tenido esa plataforma, porque parece que aquí (dentro de este país) los problemas no se van a solucionar.

Los comentarios están desactivados.