Regulación de slots online y apuestas cruzadas

Sin lugar a dudas, la regulación de las slots online (máquinas de azar) y apuestas cruzadas que se encuentra en plena tramitación es una de las cuestiones que mayor interés ha suscitado en el sector en los últimos tiempos, con opiniones a favor (de profesionales del sector online que esperan esta regulación desde hace tiempo) y en contra (en general,del sector de juego presencial, que considera que perjudicará a la industria y que fomenta la ludopatía).

En noviembre de 2012 la Dirección General de Ordenación del Juego (“DGOJ”) ya anticipó a los operadores su intención de considerar la aprobación de la reglamentación básica de las slots online y apuestas cruzadas. Posteriormente, en febrero de 2013 convocó a administraciones, operadores, agentes e interesados a trasladar sus consideraciones.Tras dicho proceso, la DGOJ concluyó la oportunidad de abordar esta regulación en abril de 2013 y así se originaron los proyectos de órdenes ministeriales que están en tramitación.

La tramitación se inició con la puesta en conocimiento del Consejo de Políticas del Juego de los proyectos en su sesión de 19 de febrerode 2014, a la que ha sucedido el trámite de información pública abierto el pasado 10 de marzo. El plazo para realizar observaciones al contenido de dichos textos acaba el próximo 27 de marzo.

Estos proyectos normativos encuentran su fundamentación jurídica en la exigencia de regulación previa que para el otorgamiento de las licencias singulares de cada tipo de juego establece el artículo 11 de la Ley del Juego y han seguido la misma línea de enfoque que la reglamentación del juego desarrollada en otros países de nuestro entorno como Reino Unido (2007), Dinamarca (2012) o Italia (2012).

Entre los objetivos perseguidos con esta regulación, además de la reglamentación básica de estos juegos y, en consecuencia, la posibilidad de obtener la licencia singular correspondiente (además de la licencia general para “Otros Juegos”, para operadores que no la tuvieran) se incluye “la apertura del mercado a una pluralidad de operadores” y su “dinamización”.

La Administración justifica la regulación atendiendo, entre otros motivos, a la importancia que este juego tiene para el consumidor y también su peso en la oferta ilegal. La propia Administración reconoce que el juego de slots ha sido tradicionalmente percibido como el de mayor riesgo de ludopatía pero sostiene que canalizándolo hacia el mercado regulado, reforzando la política de prevención y tratamiento de juego patológico, se consigue el objetivo de proteger al jugador.

En este sentido, la reglamentación propuesta introduce determinadas medidas relacionadas con la protección del jugador y con la voluntad de favorecer el juego responsable.

En lo que respecta a las slots, dentro de las acciones preventivas del proyecto de ordense encuentra la obligación del operador de poner en conocimiento del jugador el tiempo transcurrido y el importe gastado en cada sesión de juego mediante un aviso a través de la interfaz del juego, aviso que se realizará en el intervalo de tiempo predeterminado por el participante al configurar la sesión de juego (con un límite máximo por defecto de 30 minutos).

El operador debe facilitar al jugador la posibilidad de configurar previamente al inicio del juego el tiempo y la cantidaddestinada a dicha sesión (además de la frecuencia del aviso sobre el tiempo transcurrido). Agotados el tiempo o la cantidad, la sesión finalizará automáticamente.

También se limita el tiempo de duración de la partida a 3 segundos y a 25 partidas en modo automático, para limitar la tendencia al automatismo o excesiva rapidez en la generación de partidas.

Como medida relativa al montante total de los botes, estos sólo pueden ser progresivos y financiados íntegramente por las participaciones de los jugadores en el juego de que se trate.

Finalmente, para reforzar la lucha contra el juego ilegal, se incluye una obligación de los operadores con licencia en España que cedan a terceros elementos de los sistemas técnicos de juegos, de adoptar las medidas necesarias para garantizar que tales elementos cedidos son puestos a disposición de jugadores localizados en territorio español exclusivamente por operadores en posesión de los títulos habilitantes correspondientes.

En el caso de las apuestas cruzadas, se prevé que iniciado el evento sobre el que realizar las ofertas de apuestas cruzadas, no podrán remitirse al operador ofertas de apuestas por importe superior al saldo de libre disposición de la cuenta del usuario en el momento de iniciarse el evento. Entre las obligaciones del operador se incluyen la de conservar los programas de acontecimientos y eventos durante un período de al menos 6 años;facilitar al usuario con anterioridad a la realización de la primera oferta de apuesta, un tutorial explicativo sobre las apuestas cruzadas; e informar del eventual beneficio o riesgo de pérdida que el participante asuma según su oferta de apuesta, el histórico de apuestas del participante y comisiones del operador, entre otros.

Esperemos que las medidas finalmente adoptadas sean suficientes para proteger a los sectores vulnerables.

 

7 comentarios
  1. Manu Oquendo
    Manu Oquendo Dice:

    El juego de azar es una actividad que, de modo científicamente constatable, degrada al ser humano y exacerba su notoria dificultad para aceptar la realidad y sus leyes eternas.

    Pero el Estado, en tanto que algo ofrezca una posibilidad de ingresos fiscales, no sólo lo fomenta sino que lo regula de modo que ni “la Rápida” malagueña se les escape.

    En España algo ha sucedido que nos hemos salido de madre. Somos el paraíso europeo de la droga, de los bingos de todo tipo y de los puticlús .
    Prueben a venir en coche por cualquier paso fronterizo con nuestros vecinos y verán dónde se ubican con profusión estas “fuentes de PIB”.

    Ya vivimos en un entorno de seres inmersos en su maquinita hasta cuando van a una cena de las que antiguamente se llamaban románticas. Da pena ver a esas parejas que entre plato y plato son incapaces de no echar una ojeada ansiosa a su “vínculo” con el éter.
    Como esos niños atrapados que serán incapaces de desarrollar capacidades de abstracción y raciocinio autónomo que antes eran normales (1)

    Es un poco de coña ver que el poder político que ha impulsado estas fábricas de seres humanos en entropía acelerada se toma el trabajo de decir que no se debe jugar más de x veces por segundo. No sea que lo que es normal en los “mercados serios” se traspase al juego online.

    Saludos

    (1)Neil Postman “The disappearance of Childhood”, 1982. Lógicamente el Sr. Postman ha pasado a formar parte del panteón de autores inconvenientes y por tanto difíciles de encontrar.

    • Jesús Casas
      Jesús Casas Dice:

      Sr. Oquendo, me suscribo una vez más a cuanto dice. Voy a ver si encuentro una fotografía suya en blanco y negro y le adopto entre los míos. Suyo affmo.

  2. momus
    momus Dice:

    Este blog tiene todo el derecho del mundo a elegir a sus colaboradores. Pero no estaría de más saber si las Letradas que firman esta entrada asesoran o han asesorado a empresas del sector del Juego que llevan más de dos años intentando la legalización de las apuestas cruzadas y las tragaperras on line.

    Este tipo de modalidades de juego están calificadas como de alto riesgo por los médicos y psicólogos expertos en ludopatías. Ha habido incluso debates parlamentarios pidiendo al Gobierno que no se legalicen. Pero la mano del sector es larga y generosa (recuerden a Mr. Adelson, o el macrocasino que andan preparando en Cataluña) y todo apunta a que se legalizarán estos juegos.

    La entrada termina con esta tranquilizadora frase: “Esperemos que las medidas finalmente adoptadas sean suficientes para proteger a los sectores vulnerables”. Las Letradas que la suscriben trabajan para una prestigiosa firma que asesora a empresas del sector del Juego. Insisto en que el blog puede invitar a quien lo desee pero la transparencia de los intereses que se defienden o representan es un valor a tener en cuenta.

  3. Luis
    Luis Dice:

    Oiga, si usted no quiere jugar al casino no juegue, pero déjeme a mí tranquilo y no me llame degradado ni cosas así. Lo mismo le digo con coger el móvil en la cena, ya le avanzo que si en una cena alguien me viene con un discurso como el suyo preferiré leer bromas en tuiter.

    Cuando alguien está con la máquinita, suele haber alguien al otro lado; no estamos absortos con el éter sino tratando con alguien de carne y hueso. Yo mismo le estoy escribiendo desde un móvil y afortunadamente no tengo que verle en un bar.

  4. KC
    KC Dice:

    Oquendo, me parece muy bien su disertación sobre el gusto que el Estado tiene con los “ingresos fiscales” y demás. Sucede que de no hacerlo el Estado lo haría cualquier otro “comerciante” (o más bien comercial) para sí mismo y probablemente de forma mucho peor que el Estado, que le recuerdo que somos todos, aunque unos crean serlo más que otros y curiosamente esos mismos que suelen hablar mal de la idea de Estado sean los primeros en usarlo como herramienta particular…
    Porque hay que ser muy cazurro, pero que muy cazurro (no se preocupe, no lo digo por usted), para pensar que determinados ámbitos pueden dejarse a la iniciativa privada sin ningún tipo de control. Ya no es que haya que ser un cazurro, es que esto es propio de un imbécil supino, sin más. Imbécil o más bien alguien haciéndose el tonto, de lo que Hespaña va actualmente sobrada.
    Efectivamente, el juego puede ser un problema para personas que no tienen ningún tipo de control -o más bien poco en según qué circunstancias- y que en Psicología se conoce como impulsivas. Pero es bastante curioso, bastante paradójico, que nos quejemos de esto y luego no lo hagamos con los temas financieros que es sobradamente conocido que está infestado de tipos con patologías parecidas a las que sufren los enganchados al juego.
    En el tema de las adicciones, el Derecho ha venido haciendo históricamente el ridículo, como no podía ser de otra forma. Al menos hasta hace bien poco, dónde algunos países se dieron cuenta de que la prohibición muchas veces tiene un efecto contrario al que se pretende. Es más, comprobado está que las prohibiciones en referencia a las adiciones pueden ser totalmente infructuosas y muchas veces se obtienen resultados aún peores.
    Ustedes todavía no han comprendido que un mundo globalizado requiere ténicas globalizadas. Usted puede prohibir las slots, que cualquiera puede registrarse en un website de otro país y ponerse a jugar.
    A mí lo que me preocupa es tener que leer a mayo de 2014 este tema en un blog especializado, cuando hace 10 años algunos ya avisaban del dinero que se estaba lavando con este tema del juego por Internet, del que finalmente ocurrieron casos tan sonados como este:
    http://abcblogs.abc.es/poker-ajedrez/public/post/la-gran-estafa-del-poker-segun-la-justicia-de-ee-uu-9939.asp/
    Mientras, España permitiendo que cualquiera pudiera perder su dinero sin ningún tipo de tributación hacia too tipo de islas fiscales. Pero que le vamos a pedir a un país en el que una ex-ministra socialista de sanidad llevaba una pulsera “mágica” que se puso de moda, a 25 euros el trozo de plástico, mientras otros países lo habían catalogado de estafa dos años antes y al tiempo que un blog de Internet avisaba de la estafa.
    Y ya , si nos vamos a UK, el tema está especialmente bien regulado ya que esa industria genera muchísimo empleo y circulante en el arrendamiento de inmuebles.
    Por cierto, totalmente de acuerdo con “momus”… Esto parece más bien un anuncio que un post jurídico.

    • Manu Oquendo
      Manu Oquendo Dice:

      Hola, KC.

      Tiene mucha razón al comparar el negocio del juego con los mercados financieros actuales. Es más, bastante más honrados me parecen los primeros puesto que al menos está meridianamente claro, antes de entrar, que sus clientes perderán siempre por norma porque así están estructuradas las reglas del juego. Las excepciones se limitan a servir de anzuelo.

      Esto que todos sabemos sobre los juegos de azar –incluso sus clientes cautivos– también es cierto en el sistema financiero actual y mucho más en las diversas modalidades de “apuestas”, “puts”, “calls” sobre los productos basados en deuda “estructurada” precisamente para que lo infumable se “transubstancie” en oro molido para ser colocado a clientes forzosos puestos a disposición del “trader” de turno por el sistema fiscal del Estado “modelno”. Me refiero concretamente al sistema financiero que emerge tras Breton Woods en 1971.

      Con la otra parte de su post, no puedo estar tan de acuerdo.
      Esencialmente porque no creo que nadie propugne pasividad estatal. Ni pasividad fiscal ni pasividad legislativa.

      Simplemente se sugiere que, como el propio Keynes se hartó de recordar,….lo más difícil en la vida y el gobernar es ser equilibrado, actuar con equilibrio y con discernimiento.

      Un ejemplo clásico viene a cuento al recordar que John Maynard recomendaba su técnica de estímulo inversor público al mismo tiempo que advertía que había que ser muy cuidadosos antes de extrapolarla a cualquier situación. Concretamente alertó urbi et orbe contra el uso del gasto público
      contra-cíclico porque “no sabemos sus efectos cuando el peso del Estado es superior al 25%”. (Por aquella época no solía sobrepasar el 15%)

      Pues bien, no se le ha hecho el menor caso incluso tras comprobar que,

      1. Tenía Razón como se demostró en los años 70 (discurso en el congreso Laborista de James Callaghan. 1977).
      2. El Estado hoy ha excedido el 50% de peso real en la economía –una economía de puro gasto, no de producción o con industrias productivas muy bajas históricamente– y sigue creciendo a pesar de que es bien sabido que no funciona y mucho menos cuando realmente se pide prestado para comer, no para invertir.

      Este es el fondo del tema. ¿Tiene límite la función del Estado? ¿Qué efectos tiene el gran crecimiento económico y legislativo de los estados actuales? ¿No habremos pasado ya todos los límites razonables y vivimos sus efectos?

      Decir esto es muy distinto a decir que el ser humano, dejado a su libre albedrío, es un ángel celestial para sus congéneres. Creo que esto no lo ha dicho nadie.

      Un saludo cordial.

  5. KC
    KC Dice:

    Partiendo de su última frase, Oquendo, ya queda respondida su pregunta acerca del Estado. Nadie está diciendo que la tributación del Estado tenga que ser directamente excesiva (cosa que obviamente será perjudicial), pero es inaudito tener que leer según qué cosas. El juego es una materia que por su esencia debe de estar controlada por el Estado porque es una actividad que genera mucho dinero que actualmente puede hacer que X dinero acabe en un lugar remoto en cuestión de un par de clicks. El Gobierno español fue sumamente blando con este tema cuando la tecnología hizo posible que empresas no españolas recaudaran cantidades desorbitadas de dinero generado en España que se esfumaba incomprensiblemente. Ahora parece que quieren cobrarlos “en diferido” (es decir, una chapuza). Algunos datos:
    http://www.abc.es/20120525/deportes/abci-beneficios-casas-apuestas-deportivas-201205220210.html
    En UK esta actividad genera que haya más de 3000 oficinas con una media de 5 empleados por cada una, lo cual genera en torno a los 15000 empleos. ¿Por qué a UK se le ocurriría algo semejante? Pues porque entienden que ese dinero que van a recaudar -entorno a los MIL MILLONES de libras el años pasado- debe servir para redistribuirlo en todo tipo de cosas como por ejemplo ayudar a aquellos que padecen patologías adictivas relacionadas con el juego (se establece un presupuesto anual que en principio es porcentual a lo recaudado). Si el Estado no controlara estos asuntos, únicamente se produciría un impacto negativo de esa gente adicta (que por cierto es un porcentaje muy pequeño del total), Con el Estado de supervisor, al menos ese dinero recaudado se puede destinar a asuntos varios. No sé, pero a mí me parece mejor solución que dejarlo al arbitrio de empresas privadas que pueden pactar todo tipo de fórmulas que no sean precisamente lo que se entiende por lícitas.
    Saludos.

Los comentarios están desactivados.