El caso Volkswagen y el capitalismo de amiguetes

Hace unos días a mi hijo pequeño le encargaron en clase de ética que reflexionara sobre qué haría si tuviese un anillo de invisibilidad. Cuando me lo comentó le pedí que escribiese un texto con sus ideas al respecto y que me lo enseñase. Sé que todo padre tiene la sensación de haber fracasado como tal varias veces al día. Bien, esta fue otra más de ellas.

Allí estaba, blanco sobre negro, un conjunto amplio de actividades éticamente dudosas: desde colarse en el cine hasta viajar en avión gratis a todos los países del mundo, pasando por ahorrarse la espera para sacarse el abono transportes de la Comunidad de Madrid. Comprendí inmediatamente el sentido de la expresión free rider, que tanto les gusta a los economistas. Cuando intenté reconvenirle me contestó asombrado: “pero si todo el mundo haría lo mismo, papá, (y cosas peores)”.

Pese a todo, ese golpe a mi ingenuidad -imperdonable en el padre de un adolescente- no tuvo parangón con el que recibí unos días después al leer en la prensa el caso Volkswagen. Una de las multinacionales más importantes del mundo -además alemana, por si fuera poco- había colocado un anillo de invisibilidad en once millones de vehículos con la finalidad de engañar a los reguladores, obteniendo así de manera fraudulenta una ventaja competitiva al más puro estilo free rider, y con el pequeño daño colateral de emponzoñar nuestra atmósfera bastante más de lo que ya estaría de haber respetado las normas. Menos mal que los jóvenes no leen hoy la prensa, porque me hubiera tenido que disculpar.

Lo curioso es que otra vez mi ingenuidad vuelve a ser imperdonable. Si hay algo que los informes y estudios repiten hasta la saciedad, ya vengan de expertos como Hernando de Soto o de instituciones como el Banco Mundial, es que ni la cultura, ni la religión, ni la educación, influyen apenas (al menos de manera directa)[1] en el respeto a las normas. Acaso algo (poco) sobre el de  las personas físicas, pero prácticamente nada sobre el de las jurídicas, menos aun si son mercantiles. Ya sean calvinistas, islámicas o renanas, para ellas solo existen dos parámetros a considerar: el hábitat y la cuenta de resultados.

El hábitat hace referencia al entorno de costes y riesgos en el que operan. Cuando una empresa llega a un nuevo hábitat lo primero que pregunta es: ¿Aquí cómo se entra? ¿Cuáles son las reglas de juego? ¿Se respetan las normas formales? ¿Por qué? En definitiva: ¿Dónde están los límites reales? Si el hábitat es corrupto (por ejemplo, se pagan comisiones, se coloca a ex políticos o se “captura” al regulador) porque resulta rentable hacerlo, la empresa estándar pagará comisiones y hará lo que haga falta, no tengan ninguna duda. Aunque pueda comportarse de forma muy diferente en otros hábitats.

Es perfectamente lógico, porque el incentivo derivado del segundo factor (la cuenta de resultados) mueve la máquina hasta donde ésta encuentra un freno. Exactamente igual que los gases en expansión. Por tanto, la pregunta clave es: ¿qué tipo de restricciones puede encontrar en un hábitat concreto?

Los expertos señalan dos tipos de frenos (constraints): Legal constraints y normative constrains, sin desconocer la interesante conexión que hay entre ellos y a la que luego volveremos. Los primeros (legal) hacen referencia a las normas jurídicas formales (legales y reglamentarias) y por supuesto a su implementación (enforcement). Un país puede tener normas formales muy bien diseñadas, pero si no tiene mecanismos efectivos de implementación (Tribunales, organismos reguladores, vigilancia administrativa, etc.) es como si no tuviese absolutamente nada. De la misma forma, puede tener un buen sistema de ejecución, pero si tiene normas mal diseñadas tampoco existirá ningún legal constraint digno de ese nombre. Esto se conoce bien desde el famoso caso de Lucio Veratius que ya relató Aulo Gelio en sus “Noches Áticas”, y que hoy reviven continuamente todas las grandes compañías.[2]

Por eso, como es bastante difícil conseguir un legal constraint eficaz, el segundo freno es absolutamente imprescindible. Los normative constraints hacen referencia a la opinión pública, a los medios de comunicación, a la sociedad civil, a los consumidores, etc. Lo que podríamos llamar los costes reputacionales (aunque no solo eso) derivados de ciertos estándares socialmente compartidos, a veces mucho más importantes que los legales. No es de extrañar que las grandes compañías tengan tanto interés en desactivar estos frenos allí donde puedan. Un ejemplo interesante son los acuerdos publicitarios a los que llegan en España los grandes del IBEX con los más influyentes medios de comunicación.

El corolario es bastante sencillo: si en un determinado hábitat las normas están bien diseñadas, se vigilan y se cumplen, y encima existe una sociedad civil potente, el capitalismo no será de amiguetes (oligopólico, anticompetitivo, rapaz, clientelar, como quieran ustedes calificarlo), sino verdaderamente competitivo y productivo, aunque esté integrado por los mismos animales (compañías) que pueblan hábitats muy diferentes. Es decir, el Banco de Santander no se comporta igual en España que en el Reino Unido. Pero por favor, por ello no le echen ustedes la culpa a esa entidad. La culpa la tenemos nosotros (al menos principalmente).

Ahora bien –me podría alegar algún lector- a Volkswagen (VW) le han pillado haciendo trampas en EEUU. Se supone que se trata de un hábitat bastante exigente, ¿no? Es cierto, pero esto no refuta la tesis, sino que más bien la confirma, y además nos pone sobre la pista de un dato muy interesante que no gustará a los campeones de la antiglobalización: pese a lo que se piensa, si hoy tenemos una buena oportunidad de luchar de manera mucho más eficaz contra el capitalismo de amiguetes, es precisamente gracias a la globalización.

Vayamos por partes. Lo primero que hay que indicar es que en EEUU, donde le han pillado, VW solo ha comercializado una pequeña parte de los once millones de vehículos trucados. Lo presumible es que la compañía estuviese tan segura de la invulnerabilidad que le proporcionaba su anillo de invisibilidad, después de haberlo testado a plena satisfacción en Europa, que se arriesgó a utilizarlo en un hábitat en principio bastante más hostil a estas estrategias. En segundo lugar, es interesante destacar que a VW le ha pillado en EEUU una combinación bastante singular de legal and normative restraints. Es decir, si el asunto lo termina investigando la agencia medioambiental estadounidense (EPA) es porque existe una ONG interesada en promover el transporte limpio que contacta con un equipo universitario para realizar un estudio sobre emisiones contaminantes en vehículos diesel (aquí). Estamos hablando de pura sociedad civil. Es en el momento en el que este equipo comprueba que los datos no le cuadran es cuando la información llega a la EPA, al regulador.

Vamos a analizar estos dos factores por separado porque tiene su importancia para nuestro tema. En primer lugar, analicemos las malas prácticas aprendidas en un hábitat degenerado. Con ocasión de este escándalo hemos conocido que en Europa el control de las emisiones, especialmente de nitrógeno, es bastante lamentable (aquí). Son varios los factores que han concurrido para producir este efecto tan típico del capitalismo de amiguetes: en primer lugar la presión del lobby automovilístico, tanto a escala nacional como comunitaria, entorpeciendo al máximo cualquier intento de regulación; en segundo lugar, el interés europeo por hacer competitiva a escala mundial una tecnología –la diesel- en el que Europa es puntera; y, en tercer lugar, un sistema de controles ejercitado por compañías privadas que compiten entre sí y cuyo lógico objetivo principal es tener contentos a sus clientes directos –las empresas automovilísticas- y no a los teóricos interesados finales –los ciudadanos europeos- realizados sin apenas supervisión. Una vez maleado en este ambiente, el animal necesitado de ganar nuevo espacio –como lo estaba VW- siente la irresistible tentación de probar suerte sin necesidad de cambiar sus pautas de conducta, algo que además le hubiera supuesto un enorme coste e imposibilitado por ello competir a escala global.

Pasemos ahora a EEUU. Por supuesto este hábitat tampoco es una bicoca. Lo hemos comprobado hace poco con el escándalo General Motors, moralmente tan repugnante o más que el actual renano (aquí). Pero en el caso VW había tres factores añadidos que cambiaban la ecuación. En primer lugar, nos encontramos ante una sociedad civil mucho más movilizada y potente que la europea, no digamos la española (normative constraints). En segundo lugar, una autoridad regulatoria (la EPA) también más potente, por unificada, por blindada y también por intrusiva[3] (legal constraints). Y en tercer lugar –aun reconociendo en este caso su indiferencia ante el diesel- una ausencia total de interés por eso que se llama capitalismo de Estado; es decir, por ese deseo por fomentar desde el poder público determinados sectores o compañías que se supone que son “de interés nacional”. En definitiva, una comprensión más adecuada de lo que debe ser una economía de mercado.

A la vista de lo anterior, comencemos ahora el apartado de conclusiones sobre las enseñanzas que este caso nos ofrece en relación a nuestro tema del capitalismo de amiguetes.

El primer dato que me parece muy interesante y que apuntaba antes, es que gracias a  la globalización VW va a encontrar ahora en el hábitat europeo constraints que antes no tenía, tanto legales como reputacionales. Las autoridades europeas se van a poner las pilas, adelantado y endureciendo la regulación prevista, VW va a tener que pagar multas e indemnizaciones a escala global, y el coste reputacional es formidable, desde Figueras a Riga. Si VW hubiera renunciado a jugar en las grandes ligas esto no hubiera ocurrido y nos hubiera seguido envenenando impunemente. Pero la globalización, cuando eres una compañía como esa, no te permite quedarte en casa, lo que ha sido una suerte en nuestro caso. Es cierto que en determinados supuestos es posible realizar adaptaciones en función del hábitat (como comentaba antes, cumplir en Londres y no hacerlo en Madrid), pero a medida de que el mundo se haga más pequeño esto será cada vez más difícil, no solo por los costes regulatorios, sino también por los reputacionales. Recordemos que si las grandes compañías han dejado de hacer guarradas en África no ha sido por la vigilancia regulatoria allí, sino por la presión aquí, primero reputacional y luego regulatoria.

La segunda conclusión que me parece fundamental es que necesitamos un poder público fuerte, pero no a nivel mundial, sino a nivel local. Por supuesto hay que tener en cuenta las economías de escala y por local entiendo Europa y no España, y menos aun sus CCAA. Pero se precisa un Estado o un Supraestado blindado frente a las presiones y con suficientes instrumentos a su servicio para imponer su regulación. Y esos instrumentos no pueden quedar al albur del mercado que pretenden regular, sino que deben estar sujetos a una inspección pública constante que les fuerce a considerar prioritariamente los intereses generales. Entre esos instrumentos resulta imprescindible actuar jurídicamente contra las personas físicas, y no solo contra las jurídicas. No tiene sentido que las sinvergonzadas de los directivos las paguen solamente los accionistas (en la mayor parte de los casos meros inversionistas en bolsa), máxime cuando resulta tan difícil un diseño de gobierno corporativo capaz de asignar adecuadamente las responsabilidades en la empresa. No niego que las multas que va a pagar VW serán bastante disuasorias, pero lo serían mucho más si los directivos estuviesen amenazados por algo más que por un retiro dorado: por multas personales e, incluso, por la cárcel en casos extremos, tanto por comisión como por omisión. Quizás así no fuese tan fácil escurrir el bulto personal como pretende hacer ahora la dirección de VW, culpando a unos pocos empleados descarriados.[4] Menuda cara.

La tercera conclusión es la importancia de los normative constraints, tanto en su vertiente de sociedad civil vigilante como en la del coste reputacional. Retomando la idea formulada anteriormente, si determinadas empresas se comportan en España peor que en el extranjero, no solo se debe a nuestra regulación, sino también a nuestros medios de comunicación. Si el escándalo VW no hubiera sido replicado por la prensa española, VW seguiría contaminando en nuestro país protegidos por sus anillos de invisibilidad. Y entre ellos el de la prensa es el más poderoso (el anillo que controla a todos los anillos). Es cierto que la dimensión de este asunto lo hacía imposible, pero bien que conocemos otros ejemplos donde el anillo ha funcionado como un tiro.

Y la última conclusión que quisiera extraer de este caso es, en definitiva, la necesidad de evitar el riesgo de arrojar al niño con el agua sucia del barreño. El capitalismo de amiguetes es un cáncer, pero el capitalismo competitivo es posible y es, además, lo único capaz de pagar nuestro Estado del Bienestar. Pero lo que el capitalismo no es, desde luego, es una mera máquina providencialista de la que podamos desentendernos tras poner en marcha. Si no la vigilamos de cerca va a contaminar, y mucho. Reaccionar frente a los abusos y desigualdades amenazando con romperla y tirarla a la basura es caer en otro tipo de providencialismo, hoy muy de moda entre populismos de toda laya, en este y en el otro lado del Atlántico. No por ingenuos menos catastróficos.

Recordémoslo: Frodo arrojó el anillo por el Monte del Destino. Porque, ya sea en Gondor o en Mordor, en un sistema capitalista o en uno socialista, la naturaleza humana es siempre la misma (como bien me enseñó mi hijo pequeño) y el anillo inevitablemente destructivo. No se puede utilizar para el bien. Por ese motivo, concedérselo a Sauron –es decir, al que maneje el Estado en cada momento- en vez de destruirlo, no me parece la mejor solución. Ya la conocemos.

Para debatir más sobre este tema les convoco al seminario que la Fundación ¿Hay Derecho?  ha convocado para el próximo día 7 en la Fundación Rafael del Pino con el título: “El capitalismo español: del capitalismo clientelar al capitalismo competitivo”.

 

[1] De manera indirecta sí lo hacen a través de los normative constraints a los que luego hago referencia.

[2] Lucio Veratius era un patricio del siglo III a.C. que solía pasear por Roma abofeteando a la gente con la que se cruzaba. Detrás de él caminaba un esclavo con una bolsa de dinero que procedía a pagar 25 ases a cada víctima. Esa era la multa que había instituido para esos casos la Ley de la XII Tablas casi dos siglos antes, pero que por la devaluación había quedado reducida a una suma casi ridícula. Hoy muchas compañías cometen abusos semejantes, desde copiar ilegalmente diseños ajenos hasta cobrar comisiones ilegales, pasando por vender coches defectuosos con plena conciencia. Pese a ser ocasionalmente condenadas, los beneficios obtenidos compensan sobradamente las indemnizaciones. Para solucionar el caso Veratius, el pretor instituyó la acción por injuria. ¿Cómo podemos solucionar hoy nuestro problema? Desengáñense, solo hay un camino: actuar no solo contra la persona jurídica sino también contra la física (los directivos), civil e incluso penalmente, si fuera necesario.

[3] Las compañías que realizan los controles en EEUU también compiten entre sí, pero están mucho más vigiladas, y además la EPA conserva facultades autónomas de inspección que realiza de manera aleatoria.

[4] En una especie de “teoría del fusible” que recuerda a la estrategia del PP en el caso Bárcenas.

43 comentarios
  1. Isaac Ibáñez García
    Isaac Ibáñez García Dice:

    "¡Chapeau!", Rodrigo.

    También son de interés los siguientes artículos:

    De Paul Krugman:
    http://economia.elpais.com/economia/2015/09/25/actualidad/1443194289_679154.html

    Y de Joaquín Estefanía: http://economia.elpais.com/economia/2015/09/27/actualidad/1443371189_275771.html

    Creo que el tema es tan grave que debería abrirse una investigación penal por si se han cometido delitos contra el medio ambiente y/o contra el mercado y los consumidores.

    Con prácticas como estas algún día terminamos envenenados.

  2. Manu Oquendo
    Manu Oquendo Dice:

    Excelente artículo y con toques emotivos como cuando Rodrigo cae en la cuenta, como todo buen padre, de esa sensación de nunca hacerlo bien que tantas veces nos deparan los jóvenes.

    Como el autor cubre todos los ángulos importantes del tema (Cronyism, Regulation, Supervisión, Control, Capital reputacional, etc) voy a abordar un par de los no tan ortodoxos.

    En primer lugar, la reacción de mis nietos: Hacer circular en sus redes un vídeo con un Golf acelerando y soltando un humo negro como la noche. "Das Auto". Un video muy gracioso dirigido a los miembros de la familia con un coche de la marca. Los reflejos de los más jóvenes son geniales y tampoco le han dado contenido moral. Casi al contrario: "Esta vez les han pillado, pero no pasa nada, es normal".

    Parte del círculo familiar trabaja en el sector produciendo piezas para la marca. Mala noticia porque es un sector con un nivel de stress que desde fuera no se nota. Si se cumplen todas las normas existentes –toneladas– habrá problemas importantes en todas partes.

    Alguno –con criterio profesional en estas cosas– piensa que nada tan gordo es casual y que Merkel (y Rajoy) llevan tiempo disgustando al imperio en cosas como Ucrania, Siria, Libia, etc. Nada es gratis.

    La reflexión (de un jurista) de que el sistema tiene ya tanta norma que dentro de él la vida se muere.
    La explosión de Zonas Económicas Especiales (miles ya en todo el mundo) debiera hacernos pensar si la prisión normativa será sostenible por mucho más tiempo o ya está destinada al cierre programado.

    Hablando con un hijo, ingeniero industrial en ejercicio en la Europa teutona y del este, sobre CO2 y normativa me cuenta que en la UE, conscientes de que es el ganado la principal fuente de CO2 –bastante más que los fósiles de los coches– están estudiando un impuesto para seguir y gravar la huella de carbono de cada vaca.

    Una nuera economista dice: Sí, mucha gaita con los coches pero los vuelos y los entierros con incineraciones les molan cantidad. "Hipócritas falsarios, –dice– Estos regulan lo que les conviene y puede llevarles a clavarnos otro impuesto". "The taxes of sin".

    Es decir, se cierra el círculo siniestro: La vida, objeto tributario del sistema y aún no hay ninguna reflexión académica ni política al respecto.

    Por último el tío-abuelo jesuita que viene los fines de semana ¿Puede el sistema compartamentalizar la moral?. "Esto sí lo mido y esto otro, lo olvido, curiosa moral" sentencia.

    Algo de razón no le falta ¿Puede existir la norma moral o realmente solo es puro artificio conveniente?

    Esta es una reflexión para discutir en la clase de nuestros jóvenes porque, en el fondo, la respuesta del hijo de Rodrigo nos lleva a esta lectura. "¿Norma moral? ¿Qué moral?"

    Y si no existe ¿Cómo le ponemos puertas al campo fuera del código penal y la micro vigilancia 7×24? ¿A qué coste?

    Saludos, enhorabuena y gracias.

    • Isaac Ibáñez García
      Isaac Ibáñez García Dice:

      Estimado Manu: El exceso regulatorio es otro tema, en el que seguramente estemos bastante de acuerdo. Pero vigente la norma, hay que cumplirla. El pasado domingo, nada más terminar las elecciones al Parlamento catalán, la CUP salió exhortando a la desobediencia civil de toda norma española o europea que no les gustara. Muy peligroso…

    • RC
      RC Dice:

      "Hablando con un hijo, ingeniero industrial en ejercicio en la Europa teutona y del este, sobre CO2 y normativa me cuenta que en la UE, conscientes de que es el ganado la principal fuente de CO2 –bastante más que los fósiles de los coches– están estudiando un impuesto para seguir y gravar la huella de carbono de cada vaca. "

      Fuentes? El que el ganado es una fuente importante de metano (no CO2, pero es que el metano es un gas de efecto invernadero bastante mas potente) es algo que es sobradamente conocido. Y si, hay quien considera que no seria mala idea hacer pagar esa externalidad (una de muchas de la ganadería intensiva y el consumo exagerado de carne de nuestra sociedad actual). Pero por el momento, no hay, que yo sepa, ninguna propuesta de regulación al respecto.

      "Una nuera economista dice: Sí, mucha gaita con los coches pero los vuelos y los entierros con incineraciones les molan cantidad. "Hipócritas falsarios, –dice– Estos regulan lo que les conviene y puede llevarles a clavarnos otro impuesto". "The taxes of sin"."

      Ha habido grandes esfuerzos para someter al transporte aéreo a los mismos mecanismos que al transporte terrestre en lo que se refiere a emisiones (y conviene señalar que el transporte aéreo, por kilómetro recorrido, no es necesariamente mas contaminante, lejos de ello). Pero la mención de las incineraciones demuestra poco conocimiento del tema, la verdad: dado justamente que el metano (uno de los principales productos de la putrefacción) es un gas de efecto invernadero mucho mas potente que el dióxido de carbono, el entierro no es necesariamente una opción mas ecológica que la incineración, mas aun teniendo en cuenta que es teóricamente posible recuperar parte de la energía calorífica de esta ultima. Pero si nos ponemos talibanes con ese asunto, creo que habría que decantarse por el ritual funerario de zoroastrianos y ciertas sectas budistas tibetanas y dar los cadáveres a los buitres…

      En resumen, informese mejor y no de necesariamente crédito a lo que le dicen sus familiares.

  3. Isaac Ibáñez García
    Isaac Ibáñez García Dice:

    Otro artículo de interés sobre esta problemática es el ayer, de Alberto J. Tapia Hermida:

    “Hablando en Harvard de un fraude financiero “typical spanish”: Misterios del escándalo Gowex”.

    http://ajtapia.com/2015/09/hablando-en-harvard-de-un-fraude-financiero-typical-spanish-misterios-del-escandalo-gowex/

    Puede leerse:

    “Al examinar con algún detenimiento las circunstancias que rodearon aquel escándalo (sobre las que resulta muy interesante la lectura del libro de Pedro Calvo, periodista de El Confidencial, titulado “GOWEX. La gran estafa. Jenaro García y cómo consiguió engañar a todo el mundo durante tanto tiempo”), no he podido evitar una sensación de asombro ante las connotaciones típicas del caso, que lo hacen merecedor de figurar entre las aportaciones de la picaresca clásica española a la cultura universal, a diferencia de los fraudes bursátiles cocinados en la lejana “Wall Street”.

    ¿Nos ha de reconfortar como españoles que otros comiencen a figurar y a descollar en el ranking de la “picaresca”?

  4. RC
    RC Dice:

    Un punto interesante es que las autoridades europeas estaban perfectamente al corriente de que los motores (y no solamente de VW) estaban amañados para pasar las pruebas: los científicos del Centro de Investigación Conjunta de la Comisión Europea en Ispra revelaron hace ya cuatro años que las emisiones en condiciones de uso real eran muy superiores a las normas: http://www.nature.com/news/the-science-behind-the-volkswagen-emissions-scandal-1.18426

    Curiosamente, a nadie pareció chocarle entonces…

    • V
      V Dice:

      Es un bufón pero parodia lo que mucha gente piensa de verdad, como este orco (terminología krugmaniana) que ha interiorizado lo de “que tu izquierda no sepa lo que hace la derecha”:

      “Llevándonos el mismo ejemplo a Volkswagen, la misión de esta compañía no es que sus coches contaminen menos, ese no es su negocio, su negocio es que esos coches le lleven a uno cómodamente de un sitio a otro, que sean eficientes en el consumo, seguros, contenidos de precio y, por qué no, bonitos y estilosos. Si cumplimentan todo esto la empresa ya ha adquirido la mitad de las papeletas para salir adelante. El resto dependerá de lo bien gestionada que esté la compañía y del mercado, juez inapelable que quita y pone en función del veredicto emitido por los consumidores.”

      http://vozpopuli.com/blogs/6391-fernando-diaz-villanueva-volkswagen-y-la-charlataneria-insostenible

  5. Manu Oquendo
    Manu Oquendo Dice:

    Varios.

    1. Fuente de la información acerca de la UE estudiando tasa sobre el ganado (vacuno de momento) ……..un amigo de mi hijo, también ingeniero, y hoy funcionario de Bruselas.
    Verificado además por un cargo de nuestro Ministerio de Agricultura con buen conocimiento de lo que se cuece en Bruselas que sabe que esto está en estudio por si nuestros amos estiman que lo aceptaremos sin rechistar. Cada vez es más difícil encontrar fuentes de ingresos fiscales.

    2. Sobre el asunto de Cremación vs Entierro y el hecho de que dentro del ecologismo también hay extremismos.

    En general la Incineración (combustibles fósiles) es anatema por lo cual sería sorprendente que la cremación humana sea excepción a la regla máxime cuando la tierra siempre acoge agradecida lo que de ella salió (en condiciones no extremas)
    Lo dicen así:
    "The process of cremation requires extensive use of fossil fuels which increases carbon dioxide emissions and produce harmful mercury releases into the atmosphere"

    Aquí viene un análisis de la cuestión. http://www.ecologicalcremation.com/?page_id=8

    3. Cobra cada vez más base la hipótesis de que el asunto del CO2 esté en buena medida siendo usado como "Instrumento de Gobernanza" y forma alternativa de "Dirigir la División Internacional del Trabajo" (Posición gobierno chino en Copenhague 2012)

    Hay mucha literatura al respecto comenzando por James Lovelock. O la sospechosa falta de interés en tecnologías de Carbon Sink reclamada como imprescindible si se quiere de verdad resolver el problema. O la creación por parte de la India de su propio observatorio dada la politización de los financiados por la UE y la ONU. Sin olvidar el célebre fraude de datos conocido como el East Anglia University Hoax, etc, etc, etc.

    4. Que esto de la VW estaba sucediendo con la connivencia de los gobiernos es de cajón porque para llevarlo a cabo deben de estar en el ajo miles de personas. Unas por acción y otras por omisión.

    Lo que está en cuestión es todo el sistema regulatorio que sin duda es necesario pero….los seres humanos no sabemos gestionar racionalmente, lo hacemos respondiendo a presiones políticas emocionales que son prácticamente imposibles de…………….

    1. Fundamentar racionalmente.
    2. Discutirlas para alcanzar soluciones razonables.

    El ecologismo extremo es una de las 3 religiones de sustitución fruto de la Ilustración: Socialismo, Ecologismo y Nacionalismo. Vamos, como tratar de discutir con Mas sobre el fundamento racional de la nación.

    Todos con sus dogmas indemostrables (o peor, demostrablemente falsos)

    Por ejemplo: Hoy, algunos periódicos nos amenazan con una subida del nivel del mar de 6 cms en 10 años si algo que no puede dejar de suceder………..sucede. Siento una inmensa culpabilidad porqueb voy a fracasar y por mi culpa, culpita, grandísima culpa.

    Sin duda están en lo cierto. Es más creo que se quedan cortos.

    ¿Por qué lo creo?

    Porque en la última glaciación hace 10,000 años, el mar estaba 120 metros por debajo del nivel actual. Por eso se descubren todos los años edificios sumergidos desde Japón a Cádiz, desde Egipto a las Donegal, etc

    Por lo tanto durante estos 100 siglos, en media, el nivel del mar ha estado subiendo a razón de 1.2 cms por año. Casi al doble de lo que hoy pronostican.

    Por último, naturalmente que las leyes hay que obedecerlas pero me temo que esto viene de los tiempos en los cuales las leyes eran de sentido común y pocas.

    Hoy no se puede pedir a nadie que conozca ni el 1% de aquello que le afecta.

    Todo cambia y lo que nos enseña lo de VW es que las leyes son para nosotros pero que no debemos ser tan extremistas que nos las creamos universales.

    En fin, saludos a todos.

    • LRLS
      LRLS Dice:

      En las sociedades en las que no se valora a los científicos es normal que haya personas como Manu Oquendo. Se opina sin tener en cuenta lo que dicen los científicos. Desde su sillón, se ve capaz de opinar de algo tan complejo como el clima. Ni se preocupa en esconder su ignorancia confundiendo emisiones de CO2 con CH4 o N2O.Da igual lo que digan el 95% de los científicos que estudian el cambio climático, siempre es más creíble lo que dice mi primo.
      No merece la pena discutir con la gente que no cree en la ciencia ni en la evidencia empírica.

    • De Lege Ferenda
      De Lege Ferenda Dice:

      Don LRLS, vaya argumentario, señor suyo. ¿Nada más que aclarar? Usted insulta en nombre de una ciencia de la que si no es ajeno, lo disimula muy bien.
      En efecto, no vale la pena tratar de discutir con quien no dice nada.
      Aunque si quiere aclarar algo de su ¿opinión?, puede intentarlo.
      Los óxidos de Nitrógeno -NOx-, de sulfuro, o los compuestos orgánicos volátiles, poseen una capacidad contaminante que depende de su respectivo "sumidero". No es lo mismo el riesgo que el peligro concreto, como no es lo mismo una gota de Mercurio en un vaso de agua que en un vaso de mercurio.
      Con sus argumentos, lamento no poder adivinar más acerca de sus inmotivadas (por faltas de fundamentación o razonamiento alguno) críticas -más bien exabruptos.

    • LRLS
      LRLS Dice:

      Es que no hay nada que aclarar. Yo no soy un científico del cambio climático (aunque sé que las emisiones de NOx no lo originan).
      Simplemente digo que más del 95% de la comunidad científica cree que en el cambio climático ocasionado por el ser humano. Si tú no lo crees, pues que te vaya muy bien.
      Yo defiendo una sociedad basada en el conocimiento científico. En este caso hay unanimidad. A lo mejor se equivocan, pero yo me fio más de ellos. Hay gente que se fia de un libro escrito hace dos mil años y contruyen su sociedad a partir de ahí. Yo no defiendo eso.

    • De Lege Ferenda
      De Lege Ferenda Dice:

      Entiendo, tiene fe en la ciencia y en los medios de comunicación "científicos", en su integridad, independencia y buenas intenciones.
      El cambio climático, no hay duda. es un Hecho real
      El debate son sus causas: ¿Antropogénicas o no?
      También el Cambio Climático es un hecho de otro tipo: Es un HECHO IMPONIBLE.
      Y uno, de buena acogida por la comunidad ECOLOGETA (no la comunidad ecologista o científica, sino la de "ecologeros" que viven del cuento) que recibe fondos para su promoción como Tributo amable, que pagamos con devoción (el sueño de cualquier ministro de hacienda).
      Pero es OTRA exacción. Y un gran negocio … para algunos, que partiendo de una realidad, llegan a nuestros bolsillos. Quizás el debate sea ese y no el de los "calentólogos".
      Saludos.

    • De Lege Ferenda
      De Lege Ferenda Dice:

      En cuanto a los óxidos de nitrógeno, son un problema ambiental y de salud (el ser humano es un parámetro de alguna importancia dentro de los impactos ambientales de planes y proyectos; no somos un liquen, sino que pensamos sobre el origen de los líquenes). Sobre todo -en cuanto afecta al caso de autos- en los cultivos de hortalizas y frutales situados cerca de las carreteras.
      Por cierto, ya hay nueva Ley de Carreteras; y nueva ley de Ferrocarriles. Calentitas del BOE.

  6. De Lege Ferenda
    De Lege Ferenda Dice:

    Al margen de las barbaridades del exaltador de los Terroristas de los GAL, el tal Sostres ( http://abcblogs.abc.es/french-75/2015/08/10/rafael-vera/ ), la realidad es que no hay excepcionalidad en los hechos. Son comunes y conocidos. Por lo demás, su influencia en el deterioro ambiental es propaganda.
    Lo que parece preocupante es la bajada en bolsa de esta multinacional determinante para la economía alemana como consecuencia de tan casual hallazgo. Hay que seguir las instrucciones del imperio, porque sino se convierten en órdenes. Coacción.
    Apesta. Y no por los malos humos.

  7. O,Farrill
    O,Farrill Dice:

    Quizá lo más sorprendente de todo es que aún nos sorprendamos ¿de verdad creemos que con la simple proliferación de normas u organismos administrativos se arreglaría todo? La "ejemplaridad" que se difunde en todos los ámbitos es para que ya estemos curados de espantos y los "modelos" a que nos aferramos como lapas están tan degradados que hablar de regeneración resulta inocente. Un saludo.

  8. Manu Oquendo
    Manu Oquendo Dice:

    Para LRLS.

    Muy estimado, gracias por ejemplificar la naturaleza religiosa del pensamiento ecologista dominante.
    Como he explicado………
    Un servidor se quedó en Lovelock, el padre del ecologismo de antaño y hoy "hereje viejo chocho" en el ecologismo en Yihad por sostener que la forma más sencilla de frenar las emisiones es la Energía Nuclear. La bicha tabú.

    Pero recuerde siempre que un Paradigma es muchas cosas y, entre ellas, ……………….un lugar del cual se vive. Y se vive bien.

    Busque a ver entre sus científicos cuántos mantendrían su empleo fuera de la Ortodoxia. Esto es como buscar a un profe de Macro que quiera progresar criticando el paradigma. Dura lo justo. Hasta la próxima renovación de contrato.
    Simplemente con un titular discrepante reclamando esfuerzo en tecnologías de secuestro en vez de hacer siempre lo mismo: abonar nuevos instrumentos de Fiscalidad y Reserva de Mercado.

    ¿Dictaduras a estas alturas? Por Dios. Economía Extractiva en perfecta sincronización. Es de hartazgo, créame.

    Mire quién pone el 90% de los fondos de "investigación" y pregúntese por qué lo hace. Fondos que nos extraen gracias a su propaganda.

    O qué pasó en la universidad de East Anglia no hace tanto. O por qué el Gobierno de la India crea su propio Observatorio y China se subleva en Copenhague y pasa olímpicamente de los "esquemitas" de la UE?

    ¿No es cierto que en media en los últimos 10,000 años el nivel del mar está subiendo a entre 1 y 1.2 cms por año? ¿Por qué en Europa los niños desconocen esta glaciación y en Boston se da antes de llegar a la Universidad y en más de una ocasión?

    ¿O vamos ahora a reajustar retroactivamente los registros históricos porque antes "no medían bien" como ya nos tienen hartos de hacer?

    Por cierto, decir esto que usted sabe tan bien como yo porque con seguridad saben mucho más, no significa que debamos destrozar nuestro entorno. Todo lo contrario.

    El mío lo cuido muchísimo y por hacerlo me "extraen" cantidad. Gracias al coro de la patata que proporciona la excusa para sus subvenciones.

    Es más la sociedad que promueven Penaliza a quienes cuidan el entorno con sus sistemas de precios públicos y fiscales propios del Peronismo ecológico.

    Han descubierto el gran negocio totalitario de Crear Escasez (en vez de resolverla) y la Fiscalidad del Pecado.

    De ahí a convertirse en un peligro público hay un pasito que cada día es más corto.

    Así que a ver si, de una vez, son coherentes y defienden incentivos fiscales y subvenciones a las personas físicas que plantamos y cuidamos árboles.

    Si nos hacen la vida económica en vez de penalizarnos con sus "fiscalidades"nos llevaremos mejor.

    Disculpe la sinceridad pero acabo de pagar la factura del riego de los árboles y me ha llegado al alma.

    Saludos cordiales

    • Manu Oquendo
      Manu Oquendo Dice:

      Se me quedó en el tintero. Lo mismo un día debemos publicar estas cosas en forma analítica para combatir el olvido que se gestiona con tanta diligencia.

      Guárdenlo porque es instructivo de una parte pequeña de lo que se cuece. Como este hay muchos lo cual, de nuevo, no significa que debamos dañar este hermoso planeta del cual, inevitablemente, necesitaremos irnos.

      Equilibrio, el equilibrio es la clave. Y es difícil –para todos–

      http://www.telegraph.co.uk/comment/columnists/christopherbooker/6679082/Climate-change-this-is-the-worst-scientific-scandal-of-our-generation.html

      Saludos

    • LRLS
      LRLS Dice:

      Con todo el respeto, Manu Oquendo, pero lo confundes todo. Has empezado hablando de las emisiones de CO2, cuando el problema de la VW ha sido con las de NOx, que no afectan al efecto invernadero, pero sí a la salud. Luego hablas de las vacas, como si emitiesen CO2 y no es así.
      Está claro que no sabes del tema. Tu opinión sobre el cambio climático es ideológica. Lo que te molesta son las políticas impositivas para reducir las emisiones. Pero ese es otro tema. La nuclear tiene ventajas y desventajas, al igual que la captura y almacenamiento de carbono. Se puede discutir sobre la forma más eficiente de reducir las emisiones. Pero este no es el foro adecuado.
      Al igual que yo, no tienes conocimiento para demostrar si existe o no un cambio climático generado por el ser humano. El 97% de los científicos dicen que sí (incluyendo las sociedades científicas americanas, las cuales estuvieron subvencionadas durante la administración Bush, un gran defensor de los arbolitos). Eres un reflejo de la sociedad que no cree en la ciencia. Prefieres basar tus opiniones en tu ideología y lo que dice tu primo que trabajó en un zoo. Desgracidamente es lo que también pasa con nuestra clase política.
      Un saludo

    • viernes
      viernes Dice:

      Es que no hay manera de enterarse con Manu, es capaz de hacer una olla podrida con la energía nuclear, la política ambiental china, y sus benditos árboles…
      China… la China comunista-capitalista que despotrica del marisco de Fukushima, pero tiene Pekín axfisiado en smog, y luego planta árboles en el desierto del Gobi.
      Energía nuclear… la energía del futuro, siempre del futuro, ¿acaso salen las cuentas de Okiluoto, Flamanville o Hinckley Point?
      Nope:
      http://elperiodicodelaenergia.com/puede-una-sola-central-nuclear-costar-lo-mismo-que-50-gw-de-ciclos-combinados/
      .
      Saludos

  9. O,Farrill
    O,Farrill Dice:

    En el debate se ha colado de una forma sutil la defensa o no de la Ciencia ¡ahí es nada! ¿De qué tipo de ciencia estamos hablando? ¿De la que nos ha llevado al colapso tecnológico y digital y a la destrucción de la economía en su "globalización"? ¿De la que no es capaz de resolver el hambre y la guerra sino, en muchas ocasiones, a agravarla? Si vamos por la vía abierta de la contaminación (de todo tipo, incluida la mental que es la más peligrosa) en el planeta es algo que ocurre porque nuestro progreso científico lo ha permitido y promovido. Sí, ya sé que las intenciones originales eran "inocentes" pero las armas las carga el diablo. Llevo toda mi vida entre científicos a los que respeto en su trabajo pero con los que no estoy de acuerdo en sus conclusiones. En muchos casos se están dando palos de ciego para intentar justificar /(y manipular a la opinión) los supuestos avances. Nos falta mucha, muchísima humildad para reconocer que, cuanto más aprendemos, menos sabemos. En fin, no se trata de elegir ciencia o conocimiento, sino de entender que nunca llegamos al final de nuestro aprendizaje y menos aún que nos creamos "como dioses" en el mundo científico. Termino con un caso concreto ¿alguien puede creer de verdad que todo está dicho en la evolución de la especie "homo"? ¿verdad que no?

    • De Lege Ferenda
      De Lege Ferenda Dice:

      En realidad, Lamarck dijo muchas cosas y muy interesantes antes que Darwin. Pero lo que interesaba a mitad del siglo XIX era el Darwinismo Social.
      En un buena imagen del árbol de las especies, lo que se debería de ver (pero no se ve) es que siempre prevalece, en cada desarrollo evolutivo (que va a saltos), una rama. Y es en esa rama en la que tiene lugar el siguiente salto; las demás se estancan y se extinguen en un proceso temporal a escala casi geológica.
      Eso nos lleva a que el próximo salto evolutivo tenga lugar en el seno de la especie humana. Pero esa escala de tiempo no le interesa a los nuevos Demiurgos, para los que la satisfacción del deseo es el fin y el medio.
      Otros pensamos que es más fácil decir que no al primer deseo, que decir que si a todos los que vienen detrás. Pero no es algo muy común, en mi experiencia.
      Un abrazo
      Chus

  10. Manu Oquendo
    Manu Oquendo Dice:

    Con todo el respeto y cariño, apreciados LRSL y Viernes, me permito adjuntarles el texto del siguiente comunicado de Reuters del día 28 de este mes de Septiembre. Ahora mismo.

    Cita

    BERLÍN/BRUSELAS (Reuters) – Los vehículos nuevos que actualmente circulan en Europa emiten un 40 por ciento más de dióxido de carbono que lo que marcaron las pruebas sobre emisiones de Volkswagen, según afirmó este lunes la Federación Europea de Transporte y Medio Ambiente (T&E), añadiendo que el falseamiento de las pruebas de emisiones constituye sólo una pequeña parte del gran engaño.
    Fin de cita.

    Un poco más adelante el mismo comunicado da algún detalle adicional incluyendo la prueba específica de Óxidos de Nitrógeno pero sin omitir la gran diferencia entre medidas y realidad para las emisiones de Dióxido de Carbono.

    Cita

    Sin embargo, la diferencia entre los resultados de los laboratorios y la cantidad de dióxido de carbono emitido en las carreteras, incluidos los óxidos de nitrógeno, es tal que ha sido necesario ampliar las investigaciones para descubrir cómo consiguieron enmascarar los niveles de emisiones los fabricantes.
    Fin de cita.

    Esto se difunde en Reuters y aquí, es decir, por todas partes.

    https://es.noticias.yahoo.com/un-nuevo-informe-revela-el-abismo-entre-las-104205231–sector.htm

    Del tubo de escape de un coche salen muchísimas cosas y si en el contexto de esta discusión hay que ir a concretar cada una de ellas –o la que salta en un test concreto en USA–, esto no quiere decir que se confunda un dióxido con un óxido porque es completamente irrelevante a los efectos de la discusión general.

    No caigamos en la argucia conocida como "fogging" o en procurar que la atención se desplace de la luna al dedo.
    Algo habitual cuando estas discusiones se abordan desde la Teología en vez de desde la Teleología. Ni es la primera vez ni será la última.
    Nos vamos a los detalles y nos ahorramos entrar en el fondo de la cuestión.

    Lo que está claro es que en estas discusiones entre creyentes y escépticos está asegurada la contienda y si además alguien comete el error de citar a Lovelock, las nucleares o los procesos digestivos del ganado la cosa se va a poner de lo más ameno. Me ha sucedido antes y volverá a suceder.

    Gracias de todas formas por el amable intercambio y muy especialmente por recordarme que junto al Dióxido de Carbono sale de los motores diesel alguna cantidad del nocivo Oxido de Nitrógeno.

    No lo olvidaré fácilmente pero, por favor, recuerden ustedes que los vehículos en cuestión también emiten mucho más CO2 de lo que se espera de ellos.
    ——————-

    Por volver al tema de fondo del artículo de Rodrigo, se hablaba de cumplimiento de normas, de validez de normas, de su proliferación y últimamente en algún otro artículo del blog hasta de cumplir o no cumplir la norma injusta y del "crony capitalism". El capitalismo de amiguetes que todos detestamos.

    Un apunte semántico.

    Referirse al "Capitalismo" (1) es, en mi opinión, un error fácilmente subsanable porque, como el Óxido de Nitrógeno, no es lo importante.

    Amiguetes, "cronies", hay en todas partes sin necesidad de que sean "capitalisti" ni "kulaki", terratenientes.

    Porque de lo que hablamos, en el fondo, es de cómo el Poder emite normas y cómo los distintos Grupos de Interés fomentan qué normas y arriman el ascua a su sardina, cumplen o incumplen.

    Un proceso constante, complejo y esencial en cualquier sociedad.

    El Ecologismo organizado es uno de tales grupos, como lo es una Cooperativa fabricante de catalizadores en Modragón o una Gesellschaft montadora de coches en Baviera porque todos viven de ello y a todos interesa.

    Tan "amiguete" del poder, tan "Crony", puede ser Greenpeace como VW.
    Cada uno con su agenda y su necesidad de ejercer poder.
    Sin olvidar que VW tiene accionistas y es bastante más transparente hasta cuando hace trampa. Ya nos gustaría que nuestros partidos políticos tuvieran una fracción de ambas cosas: transparencia y responsabilidad por sus actos.

    De momento
    Un abrazo.

    (1)

    La palabra Capitalismo fue popularizada por la literatura social y la narrativa y ha tenido gran éxito en suscitar emociones contrapuestas creando predecibles reflejos mentales; pero realmente no ofrece una descripción atinada de nuestro sistema económico y nos lleva a que dejen de observarse las auténticas reglas de funcionamiento del mismo.

    Estas normas tienen mucho más que ver con la utilidad de la "Escala" y la "Especialización" para optimizar costes de productos y de gestión social que son esenciales para la consecución y conservación del Poder.

    La acumulación de Poder es la esencia del sistema. El Capital apenas un medio. el Cronyism, el Amiguismo otro.

    • viernes
      viernes Dice:

      Sí señor Oquendo, del tubo de escape salen juntos el CO2, el NOX , las PM (partículas finas), y más productos de la combustión fósil. La categoría del motor euro-X expresa las emisiones contaminantes para los seres vivos, mientras que para el gas invernadero creo que hay otra etiqueta (más o menos verde ☺).
      .
      www2.inecc.gob.mx/publicaciones/libros/457/contaminantes.pdf
      .
      http://noticias.coches.com/noticias-motor/euro-6/172545
      .
      La discusión de lo que sale será irrelevante para el CEO de VW que se retira bien forrado, no así para miles de personas que ven acortada su vida por su culpa:
      http://www.nature.com/nature/journal/v525/n7569/full/nature15371.html
      .
      Da grima decir cosas tan elementales pero parece que hay más gente que prefiere creer al mastuerzo del tractor o al vaquero de Marlboro, que a los hechos.
      ….
      Volviendo al artículo de Rodrigo estoy de acuerdo en que falla el control pero me sorprende la analogía que hace del capitalismo no competitivo con un niño freerider.(sin pasarse un niño friki no es un proyecto de orco).
      Naturalmente que comprendo la preocupación paternal por el ejemplo y la educación, aunque no sé qué tiene que ver con asumir colectivamente la responsabilidad social del capitalismo.
      La génesis roussionana de la naturaleza humana descarta la idea de pecado original. Un niño aprende de forma natural (no porque se sienta culpable) a ser cooperativo primero con su familia, después con sus amigos, y más tarde como adulto debería seguir aprendiendo en su empresa y en su comunidad, etc.
      En cambio lo único que incentiva el actual modelo economicista del individuo es la productividad desaforada y la competitividad exacerbada.
      Ninguna sorpresa por tanto, no solo no vamos a una sociedad del conocimiento sino que vamos a una fábrica de idiotas morales que a la primera oportunidad que se presenta aprovechan para hacerse trampas entre ellos.
      Sin embargo, remedando a Ofarrill poéticamente, todavía queda esperanza pues el fin de la historia y del ultimo hombre estará escrito pero todavía no ha acontecido.
      un saludo cordial

  11. ENNECERUS
    ENNECERUS Dice:

    Bjorn Lömborg. Ex vicepresidente de Greenpeace y autor de dos magníficos libros: "El ecologista escéptico" y "Frío". Uno que se cayó del caballo del integrismo ecologista totalitario.
    Un catedrático emérito de la UPV, cuya tesis doctoral se titula "El clima de la tierra", disponible en español y en inglés. Tiene una magnífica página llamada Blog CO2. Su estado de salud es delicado, pues le dio un infarto poco antes de un debate con ecologislas en TV y ha tenido que restringir su actividad pública.
    Mucha más información en el blog desdeelexilio.

    • Manu Oquendo
      Manu Oquendo Dice:

      Hola Chus. Voy a aventurar una hipótesis.

      Si seguimos la lógica de Hardt y Negri en su "Empire" –del año 2000– estos tratados de raíz geopolítica responden a la consolidación de la estructura jurídica imperial construida sobre la deconstrucción ordenada del derecho positivo existente al nivel del Estado Nación o de Regiones tipo UE.

      Se irán reforzando las jurisdicciones embrionarias existentes en los organismos supranacionales que el imperio ha ido sembrando y seguiremos avanzando en la consolidación de lo que Tocqueville anunció como "Le despotisme démocratique" y J.L. Talmon explicó en "The Origins of Totalitarian Democracy" (1952), ¡acaba de llegar uno de segunda mano!.

      Lo más curioso es que estos escenarios satisfacen por Igual al 1% de Stiglitz (vulgo, "la casta" global), a Izquierda Marxiana (vulgo, Podemismo) así como a la Iglesia Católica (vulgo, pastores con olor a oveja, toma castaña).

      Todos ellos intuyen la cercanía del escenario escatológico de la Universalidad bien controladita por sus pastores y "mutualizada" por las propias ovejas.

      Todos ellos se olvidan de la Ley de Ashby porque están convencidos de que, –con la ayuda del Señor o sin ella–, las masas serán tan elásticas que aceptarán sumisas toda restricción de sus libertades a cambio de un buen plato de Lentejas (me pido las del Landa los martes) y una incineradora eficaz y placentera a la Soylent Green.

      Al final el Císter tenía razón……………"Que el Señor todopoderoso nos conceda una noche tranquila y una muerte santa".

      A ello vamos pero, francamente, no me lo quiero creer –y Dani Rodrik tampoco–.

      Saludos y seguir bien.

    • De Lege Ferenda
      De Lege Ferenda Dice:

      Al final, volvemos a la visión de Bernard Mandeville (1670-1733), y su "Fábula de las abejas", conforme a la cual "los vicios privados hacen la prosperidad pública".
      Tras él, llegó Adam Smith con el "laissez faire".
      Como advierte Kropotkin, en el final de sus días, “Desde 1723. Mandeville, el autor anónimo que escandalizó a IngIaterra con su Fábula de las abejas y los comentarios que añadiera, atacó de frente la hipocresía de la sociedad disfrazada con el nombre de moral. Manifestaba cómo las costumbre sedicentes morales no son más que una máscara hipócrita; cómo las pasiones que se las cree dominar con el código de la moral vigente toman, por el contrario, una dirección tanto más perniciosa cuanto mayores son las restricciones de este mismo código”.
      Es decir, estamos ante el “sentimiento moral”: Intentando describirlo llevamos muchos siglos. Sobre ello, de nuevo Kropotkin, escribe “Adam Smith ha puesto el dedo sobre el verdadero origen del sentimiento moral. No va a buscarlo en las ideas religiosas o místicas; lo encuentra en el simple sentimiento de simpatía. Veis que un hombre pega a un niño; comprendéis que el niño apaleado sufre; vuestra imaginación hace sentir en vosotros el mal que se le infringe, o bien sus lloros, su compungida carita os lo dice; y, si no sois un cobarde, os arrojáis sobre el hombre que pega al niño, se lo arrancáis a la fuerza.
      Este ejemplo por sí solo explica casi todos los sentimientos morales. Cuando más poderosa es vuestra imaginación, mejor podéis comprender lo que siente un ser afligido, y más intenso, más delicado será vuestro sentimiento moral, más compelido os veréis a sustituir a ese otro individuo; con mayor agudeza sentiréis el mal que se le haga, la injuria que le ha sido inferida, la injusticia de la cual ha sido víctima; mayor será vuestra inclinación a impedir el mal, la injuria o la injusticia; más habituado estaréis por las circunstancias, por los que os rodean, o por la intensidad de vuestro propio pensamiento y de vuestra propia imaginación a obrar en el sentido en que el pensamiento y la imaginación os empujan. Cuanto mayor sea en vos ese sentimiento moral, mayor predisposición tendrá para constituirse en hábito”.
      así, cuando se pretende llenar el concepto y la realidad del Hombre como mero "ser de naturaleza política", se incurre en un narcisismo "colectivo" que nos lleva a rechazar los Derechos Humanos, los derechos de las minorías (todos, de una u otra manera, somos parte de alguna minoría, no lo olvidemos), en aras de una mejor "sociedad". Pero la sociedad no es sino la suma de los individuos, todos con una misma finalidad: alcanzar deseos o evitar males, tanto monta.
      El aspecto Social existe aquí, no obstante. Los individuos humanos somos la colectividad. Y nuestra naturaleza, es biológica, siendo la faceta social un mecanismo de garantía de supervivencia de la especie. La sociedad como soporte -medio- del individuo; frente a la sociedad como fin -"destino en lo universal" se llegó a llamar- en si mismo.
      ¿Mamíferos o insectos?
      Un abrazo, Manu. Espero verte por la Cuesta de Moyano 😉

    • De Lege Ferenda
      De Lege Ferenda Dice:

      NOTA: La referencia de Kropotkin a Adam Smith, lo es, no a su obra "La riqueza de las naciones", sino al primer Adam Smith, el de la "Teoría de los sentimientos morales".

    • viernes
      viernes Dice:

      Dice el admirado Dr. Rallo:
      “Y tan necesaria tutela de los derechos de las personas no tiene por qué efectuarse a través de órganos administrativos ad hoc que se inmiscuyan en todas las transacciones entre agentes privados, sino que basta con que los tribunales sancionen a los defraudadores y les obliguen a reparar el daño causado: “

      Y como se supone que va a reparar VW las consecuencias adversas del exceso de contaminantes, ¿va a resucitar a los muertos y curar a los enfermos, hay que canonizarle por ello?. ¿Ha oído hablar Rallo del principio de precaución?.

      “en diversos informes publicados por el Parlamento Europeo y la Comisión Europea desde 2010, ya se alertaba de que Volkswagen estaba empleando aparatos prohibidos para manipular las emisiones de óxido de nitrógeno de los vehículos diésel.”

      Sí y no, el mapeo por software de la cartografía del motor es una artimaña legal que emplean casi todos los fabricantes para homologar sus vehículos, no es un aparatito prohibido ni ecológico que dice Sostres:

      https://esmola.wordpress.com/2015/09/22/la-encerrona-a-vw/
      "– Ningún vehículo actual cumpliría el límite de emisiones de NOx de la normativa americana Tier 2 bin 5/ULEV II (31 mg/km) en condiciones reales de circulación y sólo unos pocos la Euro VI. Todos los motores están optimizados para pasar bien los ciclos de homologación. No es algo nuevo ni propio de una marca en particular, la trampa es tan viejacomo los propios ensayos de emisiones."

      .
      Muy flojito Rallo, como en él es habitual cuando se trata del bussiness as usual.

  12. sampisg
    sampisg Dice:

    Sr. Viernes, tiene usted todo el derecho a cuestionar o estar en desacuerdo con Rallo, pero llamarle "flojito" denota que, o bien es usted un aficionado a la economía con más bajo nivel todavía que yo, o al menos que no está para nada al día del debate económico en España, de quiénes son sus protagonistas y cuáles los términos en que se plantean los debates. Rallo ha sido quien ha divulgado en España -por lo menos hasta donde llega un humilde aficionado como yo- la esencia de los trabajos de la Nobel de Economía Elinor Ostrom, que precisamente obtuvo el importante galardón debido a sus estudios sobre la protección medioambiental a través de los sistemas de propiedad comunal y con exclusión de la intervención estatal. Puede usted encontrar cumplidas referencias a esos trabajos y su aplicación a nuestra economía, al menos, en UNA REVOLUCION LIBERAL PARA ESPAÑA y en CONTRA LA RENTA BASICA. También puede encontrar interesante, si lo tiene a bien, este otro artículo: http://juanramonrallo.com/2013/09/ronald-coase-la-informacion-tenia-un-coste/

    • viernes
      viernes Dice:

      Vaya!! pues realmente no tenía ni idea de que el profesor Rallo fuera una referencia del debate económico nacional, por eso debo agradecerle que traiga a colación esa entrada porque si se fija en los comentarios verá a un tal 'viernes'.

      Desde aquí agradezco al profesor Rallo que haya permitido a un indocumentado (es verídico) participar en tan grandioso debate. Ahora en serio, no me duelen prendas en reconocer que Rallo es un señor de internet aunque coincidamos en pocas cosas y le pido sinceras disculpas si le he ofendido.
      .
      Saludos

  13. sampisg
    sampisg Dice:

    Pues si es usted el mismo viertes, me da la razón en que lo de llamarle "flojito" no es apropiado, al menos a la vista de la extensión del debate que mantuvo en esa ocasión con el señor Rallo, y con independencia de quién estuviera más acertado. Por lo demás, es obvio que usted también sabe más que de sobra de lo que habla, y yo soy un lego y además un desconsiderado, así que le pido también que acepte mis disculpas si en algo le he molestado. Un saludo.

    • De Lege Ferenda
      De Lege Ferenda Dice:

      "Quien crea que asuntos de tanta trascendencia como un puñetazo en el bajo vientre de Alemania las decide un fontanero de la agencia ambiental de Estados Unidos, se equivoca. Cuando se trata de lanzar un torpedo de tal calibre contra un país amigo, es que ocurre algo en la relación y se quiere lanzar una advertencia, por lo menos. Las negociaciones del TTIP, el acuerdo de “libre comercio” diseñado para ponerle la guinda a la gran involución actualmente en curso, no van bien. En el mundo en general, cada vez más cosas escapan al control de Estados Unidos, que por ejemplo en Oriente Medio parece carecer de toda estrategia coherente. Más que nunca hay que mantener bien amarrados a los vasallos europeos. No sé por donde vienen los motivos de esta fenomenal colleja que ha recibido Merkel, pero no duden que la ha recibido con toda la bendición del poder imperial."
      Rafael Poch, PERIODISTA.

  14. caso volkswagen
    caso volkswagen Dice:

    Desde luego el caso volkswagen va a traer muchas mas "cola" de la que nos pensamos. En Europa el "caos" por lo ocurrido sera mucho a no ser que " se tape" de alguna manera "no oficial". Pero los medios de comunicacion tendrán en este caso mucho que ver.

Los comentarios están desactivados.